Telefónica vende sus filiales en Panamá, Nicaragua y Costa Rica por €1.455M

Telefónica culmina su salida de Centroamérica. La operadora ha llegado a un acuerdo con Millicom International para traspasarle el 100% de Telefónica Móviles Panamá, Telefónica Celular de Nicaragua y Telefónica Costa Rica por $1.650M (unos €1.455M), a un múltiplo de 6,7x el obitda estimado para ambas compañías en 2018. De este importe, €573M corresponden a la valoración de la filial panameña, €379M al negocio de Nicaragua y €503M al de Costa Rica. Los cierres de las tres operaciones están sujetos a las habituales condiciones regulatorias y se irán completando a medida que dichas condiciones se vayan cumpliendo. Las plusvalías antes de impuestos y minoritarios son de €800M.

En 2013, Telefónica agrupó todas sus filiales en Centroamérica bajo el paraguas de Telefónica Centroamérica Inversiones, con el objetivo de dar entrada en su capital a un socio estratégico. Meses más tarde, traspasó el 40% de la entidad a Corporación Multi Inversiones por €388M. Como las filiales en Panamá y Nicaragua de la operadora estaban bajo el paraguas de Telefónica Centroamérica Inversiones, Telefónica percibirá unos €345M con la venta del negocio panameño y €230M con el traspaso del nicaragüense. Por su parte, Telefónica Costa Rica estaba íntegramente participada por la española, lo que le permitirá sumar los €503M obtenidos con su venta.

La salida de Panamá, Nicaragua y Costa Risca se une al reciente traspasó de Telefónica Móviles Guatemala y Telefónica Móviles El Salvador a América Móvil, propiedad de Carlos Slim y operador de telecomunicaciones líder en Latinoamérica por unos €570M. En total, la venta de todas las operaciones de Telefónica en Centroamérica suma $2.298M (unos €2.025M), con un múltiplo implícito conjunto de 7,4x oibda. Esta valoración se sitúa por encima de las estimaciones iniciales fijadas para las compañías. De este importe, Telefónica percibirá unos €1.400M, que destinará a reducir su deuda neta, que a final de año ascendía €41.785M (2,65x obitda). 

Con este acuerdo, la multinacional española confirma su salida de Centroamérica. Hace un par de meses, la operadora decidió trocear el paquete de activos en dos para facilitar el cierre de la desinversión, después de una búsqueda de comprador que daba los frutos esperados. Por las operadoras centroamericanas se habían interesado operadores como AT&T, Liberty o Vodafone. Tras este cambio estratégico, Telefónica ha tardado menos de un mes en desprenderse del paquete con una valoración muy superior a la esperada. Según fuentes del mercado, Telefónica también se plantea el traspaso de Telefónica México, por la que Cerberus ya ha mostrado interés.

Millicom es una compañía de telecomunicaciones, con presencia en mercados emergentes tanto de Latinoamérica y el Caribe, donde opera con la marca Tigo, como de África. El principal accionista de Millicom International, con un 38% del capital, es el hólding sueco Investment AB Kinnevick, controlado por la familia sueca Stenbeck. 

www.capitalcorporate.com